Sahagún, les llamo “Manzanilla de la Tierra” o “manzanal de las indias” que es el fruto del árbol del Tejocote. Esta palabra de origen viene del náhuatl texocotl / texocoquahuitl. El sufijo “xocotl” se utilizaba en lengua náhuatl (idioma de los mexicas) para designar frutos ácidos (Hernández 1959) , por su parte “tetl” significa piedra.

…“son amarillos y colorados por fuera y de dentro blancos; tienen cosquecillos dentro y son muy buenos de comer”

Sahagún, Historia General de las Cosas de la Nueva España

Xocotl, iciui. xocociuini s.v. El que tiene dentera. R. xocociui. … Décimo mes del año, (correspondía al mes de agosto); el primer día se celebraba la fiesta del dios del fuego, llamado Xiuhtecutli; también se dice xocotl huetzi. Los Tlaxcaltecas llamaban a este mes uei miccailhuitl, que significa “Gran Fiesta de los Muertos” (Simeón). Los tejocotes con hueso son un dulce tradicional que se le utiliza como ofrenda a los “difuntos chiquitos” recordando el uei miccailhuitl en el día de muertos, pero también es un dulce de invierno…

En medicina tradicional el tejocote se come en infusión para combatir la tos y tratar padecimientos respiratorios. Al cocinarlo, su hueso desprende una gelatina natural (pectina) que le da buena consistencia a los ates y otros postres, por esta razón es muy utilizado en jaleas y mermeladas.

Los llamados “Tejocotes con Hueso” son por supuesto un postre novohispano, ¡pero de origen prehispánico!… por lo que, para hacerlo “más nuestro” puedes sustituir el piloncillo por azúcares “nativas”…. como el  azúcar de maíz o de maguey por ejemplo.

LA RECETA.

Ingredientes:

  • 1 Kg. de tejocotes
  • 2 Piloncillos
  • 1 Raja de canela
  • 2 Litros de agua
  • jugo de limón o naranja (opcional)

Manera de hacerlo:

1.- Vierte los dos litros de agua en una cazuela y llévala a ebullición. Cuando suelte el primer hervor retírala del fuego y agrega los tejocotes previamente lavados. Déjalos en el agua caliente hasta que estén suaves y les puedas quitar la piel.

2.- . En una cazuela limpia coloca los tejocotes y agrega el piloncillo en trozos junto con la raja de canela. Llévalo a fuego lento hasta que queden listos.

  • Puedes agregar un poco de jugo de limón o naranjas, aunque la receta tradicional no los lleva. Puedes agregarle tambien guayabas y otros frutos y cuando se enfríe envasarlos en frascos esterilizados.

Dulce Provecho!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Publicación original en 1/11/12 por Paco Pérez.

Foto: Carlos Angón,

Cultura y Delicias Prehispánicas